viernes, octubre 26, 2007

Sigue guardando beso tras beso que ya lloverá...

Abrí mis ojitos a la inclemente luz de las dos de la tarde. Ya era domingo. Me conecté al messenger. Conversaba con algunos amigos y de pronto veo que aparece Al-guien conectado. Lo saludo y le comento que el día anterior los había visto a él y a su hermano en la Río de la Plata (cantina muy popular del centro histórico). Pero como estaba hasta su madre (la cantina) , sólo se asomaron y se fueron. Él me comenta que habían ido ahí luego de una presentación de Contemporánea y que estaba a punto de salir para ir a la de ese día: Jaime López y Lenine.

A eso yo contesté con un emoticoncito llorón y un “buaaaaaaaaaa yo quería ver a Jaime” y me dijo, y por qué no vas. Es fin de quincena y tengo cinco pesos para llegar mañana al trabajo. En ese caso yo te invito, ve a la mesa de prensa y di que eres mi invitada.

Inmediatamente acudió el emoticón “ojito de remi” mientras yo botando la laptop brincaba de felicidad en el sillón. En realidad el pase era doble y dije, al primero que se conecte lo invito. Y voilá, que se conecta el negro suertudo y sin que yo le dijera vas, ya se estaba apuntando.

Seguí en la conchudez total y como a las cinco decidí bañarme. Se me hizo algo tarde. Ya me estaba esperando y entramos corriendo. La ventaja de ser “invitada especial” fue que nos tocó luneta, cuando en el Teatro de la Ciudad generalmente compramos en los nidos de las golondrinas, bueno no tanto.

En cuanto se corrieron las cortinas rojas, enmudecí ante la visión: Jaime acompañado tan sólo de su guitarra en el escenario, llenaba todo el teatro con su presencia.

Esforzándome en vano por reprimir mis instintos carnales, esgrimí unos cuantos “grrrrrrrrrrr” al aire. Luego de la tercera rola llegó la siguiente sorpresa de la noche. Ante mis ojos cierto Mozuelo Andaluz, dado a emborrachar gente con whisky, se acomodó en la butaca de al lado. (miau!!)

Pero lo que realmente me vino a partir la madre fueron los primeros acordes de una rolita que dice más o menos así:

Corazón de Cacto

Noche tras noche el amor con distinta piel

envolvió al velador trasnochado de mi corazón

noche tras noche al saciar el sueño su sed

deja un beso distinto en los labios de mi soledad

(coro)

El amor como un nubarrón,

llueve recio y tupido y luego se va,

y si llega a quedarse

se va evaporando, se va...

Sorbo tras sorbo en el fondo del, viejo bar

absorbiendo el amor, gota a gota, está un corazón

Sorbo tras sorbo en el bache del, eje vial

transplatado te veo en el desierto de esta ciudad

(coro)

Ese beso que ya se secó

todavía crepita

se crispa y palpita en un corazón

corazón de cacto

cacto de asfalto

corazón de cacto

cacto de asfalto

Sigue guardando beso tras beso

que ya lloverá

ya, lloverá...


Y sí señoras y señores, con tantas emociones encima, me doblé y salió a flote la pinche lagrimita traicionera que ya me agarró de cliente en los conciertos.

Ahora imaginen el siguiente doblez cuando escuché los acordes de:


Sácalo

Quiero decir que estoy harto de mí

Si algo de ti permanece aquí

Sácalo, Sácalo

Antes que me lleve el diablo

Sácalo, Sácalo

Antes que nos lleve el diablo

Si tuviera religión me pondría a analizar

Si tuviera ideología pondríame a rezar

Quiero creer que revive el ayer

Pero la piel se volvió papel

Tírala, Tírala

Saca la primera piedra

Tírala, Tírala

Tira la primera piedra

Si sumida en la prisión te podría liberar

¿Porqué en la libertad te vas a encarcelar?

Quiero decir que estoy harto de mí

Si algo de ti permanece aquí

Sácalo, Sácalo

Antes que me lleve el diablo

Sácalo, Sácalo

Antes que nos lleve el diablo

Mi enemiga no eres tu, tu enemigo no soy yo

El enemigo común, está alrededor

Sácalo, Sácalo

Antes que me lleve el diablo

Sácalo, Sácalo

Antes que nos lleve el diablo


Jaime entonó además otra canción que me estremeció, una que habla, precisamente, de amores platónicos ¿Qué fue de la gran Betty Boop? Luego, dejó la guitarra, tomó la armónica para hacer un intro y cantó a capela, para lo cual el público aportó la música de sus manos. Era él, el roquero urbano, el trovador de voz correosa y explosiva.

Posteriormente Al-guien definió a Jaime como un músico que se mantiene siempre en la zona de riesgo. Y no es para menos, un hombre con solo su voz y su guitarra movió todo un teatro con tan solo una sonrisa, pero qué sonrisa.


Y aunque Jaime ya me había hecho la noche, aún faltaba LENINE , un excelente músico influenciado por el rock y el pop que fusiona con los ritmos brasileños, coqueteando también con el jazz y el blues. A pesar de las lagunas idiomáticas, disfruté sus canciones tanto como los ¿cincuenta? ¿cien? brasileños que acudieron teatro. Para muestra, aquella noche les dejé un par de videos, uno de ellos de la canción Medo (Miedo) en la que participa, como aquella, noche Julieta Meniegas (perdón, Julieta Venegas).





Lenine, me gustó, me encantó, me puso en un mood vibroso muy diferente. Y es que su voz es una de esas fuerzas que se te meten por los poros muy despacito y para que es más que la verdad, te seducen. Así que acomodada en mi butaca, atisbando el perfil del mozuelo andaluz y sosteniendo la mano de mi mejor amigo, dejé que Lenine poseyera mis oídos.







8 ecos:

Edgar López dijo...

Me trajiste un par de recuerdos con esas dos rolas de Jaime.
Que también hay que reconocer que la versión que hizo Ceci de "Corazon de cacto" en el disco "Arpia" es bastante buena.

Saludos

Dorn dijo...

que bonito te la pasaste, llorar al escuchar canciones nos indica que estamos vivas! y que hemos sabido caer y levantarnos.

Dulce Geisha dijo...

Ese amorcito extrano llamado Jaime Lopez, que chido que chido que te la pasaste de invita'a.

Abrazotes y Besotes.

l i l i t h dijo...

Edgar
Precisamente yo conocí esa rola en voz de Cecilia, pero luego supe que Jaime era el autor.

dorn
Así es, la música, sobre todo en vivo nos da esa posibilidad... bienvenida a este blog

dulce geisha
Si caray, yo hubiera querido tener fotos pero no se podía...

pues no la invité a usté porque no se conectó al msn, jajaja pero sí, fui una suertuda... saludos

Damián de Victoria dijo...

Gracias por los comentarios sobre mi texto. Se ve que te la pasaste bien, creo que nunca he oido al artista, escribes con mucha pasión sobre él. voy a buscar algo de su música.

i dijo...

Corazón de cacto es mi rola jaimelopeziana... chale, nomás de recordarla quiero llorar (y sí puedo). Y sí, con Cecilia suena también fregonsísima, me gusta más su versión en el "Noche de día en vivo".

Suertudota tú :) Sigo esperando el día que JLo se deje ver por mí... ;)

Carlo Ponx dijo...

Carajo! eso es tener contactos! jajaja, saludos mujer.

El Alacrán dijo...

Me encantan esas rolas! Mi version favorita de Corazon de Cacto es la que hizo Cecilia para el Otro Lugar con Los Aztecas.

Saluditos!